Subir al Monte Perdido con seguridad


Monte Perdido. Foto Refugio de GórizEl Monte Perdido (3.355 m), ubicado en el Valle de Ordesa,  es la cima más alta del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido y de la Reserva de la Biosfera Ordesa – Viñamala, además de ser el tercer pico de 3.000 m más alto del Pirineo.

El tramo de “La Escupidera” es tristemente famoso por el número de accidentes mortales que ha registrado a lo largo de la historia. Por ello, y porque la alta montaña es así de exigente, subir al Monte Perdido con seguridad requiere planificación, el equipo adecuado (y habilidades en su uso) y una adecuada toma de decisiones sobre el terreno. ¿Estás preparado? ¡asegúrate!

Para llegar hasta su cima podemos realizar la ascensión desde su vertiente norte (desde el Valle y el Refugio de Pineta) o desde su vertiente sur (desde el Valle de Ordesa, o desde la pista de Mondicieto, en los dos casos pasando por el Refugio de Góriz).

Las dos rutas más ascendidas son las de la vertiente sur – valle de Ordesa-, ya que el Refugio de Góriz (2.200 m) permite plantear la ascensión haciendo noche en el mismo, lo que supone un desnivel de subida el día de cima menos exigente. Conviene informarse bien de las particularidades técnicas de cada una de las rutas antes de empezar a caminar, así como de los horarios estimados.

Refugio de GórizAmbas rutas superan en su recorrido entre 1.200 – 2.000 m de desnivel, algo que exige una muy buena forma física si no se quiere tener problemas.  Aunque no basta con estar en buena forma física, la alta montaña requiere también de ciertas habilidades para moverse, pues en ella se carece de caminos (debiendo seguir itinerarios señalados por hitos de piedra o mojones), y se es más vulnerable por la posible fuerte exposición tanto al frío y al calor.

Pero el Monte Perdido, como gran montaña que es, no se limita a imponer estas condiciones. Hay otras características que el montañero que quiera ascenderlo debe conocer: la presencia o ausencia de nieve, sobretodo en el tramo final de La Escupidera, que obliga a llevar piolet y crampones y saber utilizarlos, y algunos pasos de trepada equipados con cadenas o sirgas, que por su impresionante verticalidad y peligro de caída obligan a tomar todas las precauciones posibles.

De este modo, quien se proponga ascenderlo deberá tener en cuenta los puntos siguientes.

Planificando subir al Monte Perdido con seguridad

♦ Una vez escogida la ruta de ascenso, conviene conocer los horarios tanto de ida como de vuelta, ¡nadie se queda a vivir arriba!

La presencia de nieve exige llevar material para nieve (piolet y crampones) y saber utilizarlo. En especial, cuando el tramo de La Escupidera está cubierto de nieve, una caída en ese tramo puede ser mortal, por lo que el uso de este material no debería ser opcional: tu vida depende de ello.

La Escupierda. Refugio de Góriz La Escupidera - Refugio de Góriz La Escupidera - Refugio de Góriz

 

♦ En cuanto la nieve se retira del itinerario (en las redes sociales del refugio, así como en la ficha de seguridad del mismo, suelen indicar el momento en que eso sucede, dependiendo de cómo haya sido la temporada invernal, entre julio y agosto) la ascensión se vuelve más amable, aunque no debemos olvidar que en todo momento estamos en terreno de alta montaña, por lo que esta actividad nunca es “sencilla”.

♦ Existe, tanto en la vertiente norte como en la sur, algunos pasos de cierta verticalidad en los que hay que utilizar las manos. No son tramos muy largos, pero personas con vértigo puedes sufrir bloqueos y tener problemas.

♦ Como siempre, debemos dejar aviso  de nuestra ruta y horario previsto de regreso, consultar la meteorología para el día que queremos subir y prever una alternativa al plan inicial por si por cualquier motivo tenemos que acortar la actividad

Equipándonos para subir al Monte Perdido

En nuestra mochila al Monte Perdido no puede falta nada de lo habitual en nuestras actividades en alta montaña: una buena bota de alta montaña, ropa de abrigo, chubasquero, gorro y guantes, gorra, gafas y protección solar, botiquín con manta térmica, teléfono, mapa y brújula. Pero sin duda lo que no puede faltar si queda nieve en el itinerario son piolet y crampones. No os dejéis liar: aunque haya gente que os haya dicho que han subido al Monte Perdido con nieve y sin ese material sed conscientes de que se están jugando su integridad, ¡no lo hagáis vosotros también!

Si nunca habéis utilizado antes este material técnico, o si tenéis dudas sobre si disponéis de la suficiente experiencia como para afrontar la envergadura de esta ascensión con seguridad, valorad hacerla de la mano de un guía de montaña. La mayoría de los accidentes en el Monte Perdido están relacionados con la nieve o los agotamientos, cuando personas con experiencia insuficiente afrontan esta ascensión.

Actuando con prudencia durante la ascensión

La tercera regla de oro para subir al Monte Perdido con seguridad y sin incidentes es no bajar la guardia. Una vez se han realizado bien los dos pasos anteriores, si nos relajamos durante el recorrido o no tomamos las decisiones correctas el día se nos puede complicar. La montaña estará allí siempre, y nosotros podemos volver cualquier día, así que no vale la pena empeñarse en lo que no es razonable, y si el grupo no va bien, el horario que estamos llevando es más lento de lo que teníamos previsto o la meteorología está cambiando, ¡es mejor darse la vuelta y poder contarlo!

En resumen…

Ser seguros en la montaña depende de nosotros pero también es nuestra responsabilidad, y subir al Monte Perdido es una ascensión de alta montaña en la que tenemos que poner todos los medios y atención. En esta Guía para subir al Monte Perdido puedes encontrar toda la información que nos parece fundamental que sepas antes de empezar a caminar ¡dedica unos minutos a ir bien informado!

¿Y los guías?

Si tu experiencia en la alta montaña y/o el manejo de piolet y crampones es escaso o nulo, esta será una gran decisión, pues el guía, profesional en la gestión del riesgo, te equipará, te enseñará a manejar el material, tomará las medidas oportunas para asegurar tus pasos y tomará las decisiones más seguras. Y sí, también te podrá explicar la historia del Monte Perdido, las curiosidades de las distintas rutas, etc…

En la zona dispones de una amplia oferta de guías y empresas de turismo activo.

Descárgate la ficha de seguridad del Monte Perdido

Si quieres puedes descargarte desde este enlace la ficha de seguridad para ascender al Monte Perdido, en ella encontrarás la descripción de la actividad y el perfil, así como su mapa excursionista, material fotográficovaloración MIDE de la dificultad de la actividad y varios códigos QR con acceso a la distinta información que conviene consultar a pocas horas de iniciar el recorrido.

Verano 2017

Además, para el verano del 2017 se realizan charlas informativas sobre consejos básicos para ascender al Monte Perdido con seguridad.

Son charlas abiertas a todo el que quisiera participar, y se llevan a cabo en el Centro de Visitantes del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido en Torla en las fechas indicadas en el siguiente cartel.

¡Esperamos poder verte en alguna de ellas!


Comparte...Tweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on TumblrPin on Pinterest